Más de 400 voluntarios en el Andorra Ultra Trail Vallnord

Texto y fotos: Prensa Andorra Ultra Trail

Los recursos humanos y logísticos que garantizan la seguridad y el confort de los participantes en las carreras de Andorra Ultra Trail Vallnord tienen, año tras año, un apoyo extraordinario en los voluntarios. La organización cuenta con 400 voluntarios y con un equipo de organización y seguridad de 50 profesionales.

Chicas y chicos, jóvenes y mayores desde los 14 hasta los 99 años, empiezan ya, a estas alturas, a organizarse para distribuirse las tareas que se les encomendarán a lo largo de los cuatro días que dura la competición. Dieciséis responsables de zona despliegan los voluntarios en 65 puntos de control, de los cuales 22 corresponden a puntos de avituallamiento.

En función de los perfiles de los voluntarios, montañero, andador y urbano, se les adjudican las diferentes misiones: información y seguridad, control, cronometraje, asistencia, avituallamiento, entre las más destacadas. Quizás la que es más valorada por los participantes es la de “animadores”. Los voluntarios son los autores de los aplausos y los gritos de apoyo que regalan a todos los esforzados deportistas que corren -día y noche- por las montañas andorranas en busca de superar sus propios límites.

Volunteers_AndorraUltraTrail2

Los directores del Andorra Ultra Trail Vallnord, Gerard Martínez y Valérie Lafleur, destacan que este apoyo psicológico a los corredores es la función básica que los voluntarios desarrollan con gran entusiasmo. “Su sonrisa dinamiza los corredores y ellos lo aprecian muchísimo”, afirman.

Estos voluntarios provienen no sólo de Andorra, también de España y de Francia. En algunos casos encontramos antiguos corredores, o corredores que se han lesionado pero no se quieren perder el ambiente que vive Ordino durante la competición, o amigos y familiares que quieren contribuir, de este modo, a completar un equipo organizador que invierte todo su entusiasmo en las carreras.

¿Qué hacen los voluntarios? Reparten dorsales, acogen los corredores, marcan el terreno, se encargan del transporte, cronometran, reparten material y alimentos y, como hemos señalado, se ubican en los puntos clave de cada carrera para apoyar y animar a los corredores. Así, no es extraño encontrar unos músicos -un gaitero y dos tambores- en lo alto del Pico del Comapedrosa (recordemos que está  a 2.942 m de altitud) haciendo sonar sus instrumentos en cuanto ven aparecer un corredor por la cresta de la montaña. Ha habido un grupo de rock en el Coll de la Botella y también otro grupo bailando sevillanas, siempre con la voluntad de dar ánimos a los esforzados atletas.

Volunteers_AndorraUltraTrail3

Estos voluntarios hacen su propia competición, con una ascensión que puede durar hasta 4 horas para llegar al Refugio de l’Illa o al Pico del Comapedrosa. Muchas veces tienen que acampar al raso o dormir en los refugios, y llegan a quedarse allí arriba hasta 40 horas, hasta que pasa el último participante.

Los voluntarios del Andorra Ultra Trail Vallnord, el equipo de organización y todo el pueblo de Ordino se vuelcan con los corredores durante todo este fin de semana mágico que nunca olvidarán.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.