Sahara Marathon con el pueblo saharaui

Texto y fotos: Pako Fábregas

… Faltan dos dias para la marathon y como siempre las muestras de bienvenida y hospitalidad se repiten vayas done vayas, estés donde estés. Son unos días antes y después de la carrera que se viven intensamente, la marathon… el hilo conductor que lo hace posible.

Corredores y participantes se van fundiendo en un solo ser con el pueblo saharaui, gente de todo el mundo viene en estas fechas al inmenso desierto para apoyar a este pueblo ignorado por muchas administraciones, gobiernos y gente de a pie.

Durante este periodo de tiempo el desierto vibra, apretones de mano, besos… se repiten en cualquier acto, presentacion, etc. No hay que olvidar a las ong’s que durante el año visitan los campamentos para ayudar a este pueblo con sus proyectos. 

La gran explosión se produce en el momento de la salida de la prueba reina y no terminará hasta la llegada de los últimos corredores, y tambien en los 20,10 y 5 Km. Los 1001 pasos de un corredor multiplicados por todos los de los compañeros/as sobre la arena, que se hunde y las piedras que pueden jugarte una mala pasada. Corriendo unos más rapidos otros mas lentos, pero todos en busca de la meta y el  aplauso de todos los saharauies, el premio a su solidaridad. No medallas, no copas, una mano contra otra y una con la bandera saharui ondeando como símbolo de libertad y resistencia.

La carrera técnicamente hablando transcurre por trayecto de 42Km desde el Aiun a Smara, describiendo una curva en su inicio que los corredores sortean siguiendo al coche que va en cabeza; mas tarde terreno llano pero salpicado por piedras, después subidas, pequeñas dunas… Quizá el momento más dificil de superar psicológicamente hablando sea al entrar en Smara, pues en ese punto no termina la carrera, sino que hay que rodear el campamento para finalmente correr los últimos metros hasta cruzar la meta.

Es dificil estar en la mente de cada corredor/ra de cualquier nivel o categoría. Los motivos por los que participan van de lo personal a lo deportivo, aunque todos movidos por el mismo fin: acabar y  mostrar su solidaridad con el pueblo saharaui con su lucha corriendo a través de uno de los desiertos más duros de este mundo.

Ambos territorios liberados y ocupados se puedan dar la mano y en muchos casos conocer a unos familiares nacidos al otro lado del muro construido por Marruecos.

En la presente edicion en la prueba de 42Km, tomaron la directa cuatro corredores quedando finalmente tres en los primeros puestos. Este año compartieron podio un danés, un saharaui y un español. En categoría femenina una sueca, una española y una estadounidense. España aportó buenas marcas y podios en las diferentes distancias compartidas con corredores de todo el planeta: argelinos, chinos, belgas, alemanes y de otras muchas nacionalidades. Las marcas y los tiempos quedan para las estadísticas, en la marathon del Sahara no hay vencedores ni vencidos, hay hombres y mujeres solidarias.

No hay que olvidar las carreras de niños y de niñas que también participan de este evento deportivo con ilusion y orgullo, quién sabe si maratonianos en un futuro. 

Toda la esperanza puesta en la marathon del 2020, esperando ver de nuevo a los repetidores de muchas ediciones, a los que participaron en esta edicion 2019 por primera vez y, por supuesto, caras nuevas que animen a compartir esta gran experiencia.

Toda la info en: www.saharamarathon.org

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.