SCARPA Nitro Hike GTX

Botas top de montañismo ligero

 

Por Miguel Caselles

 

Al igual que sucede con las zapatillas de atletismo, las botas de montaña cada vez son más ligeras para que el montañero gane en agilidad y comodidad. Desde luego unas botas livianas y resistentes hacen que las palizas monte arriba y monte abajo sean menos paliza.

En las montañas encontraremos dificultades de toda clase y acertar con el calzado es fundamental por seguridad y confort. En esta ocasión las botas que presentamos van dirigidas a recorridos que precisan de algo más que unas zapatillas de trail. Se trata de las SCARPA Nitro Hike GTX. Botas realmente eficaces en trayectos clásicos de montaña afrontados con rapidez. Aportan seguridad al montañero sin lastrar sus pies en largas pateadas y sencillas trepadas.

 

Blindadas por fuera y cómodas por dentro

La experiencia de la marca SCARPA en la fabricación de calzados destinados a las montañas más exigentes del mundo se refleja en las Nitro Hike GTX. De entrada sorprenden por su ligereza, diseño y acabados. La cubierta del cuerpo de la bota está manufacturada en malla transpirable 3D, que favorece la circulación del aire, y forrada de tejido Gore-Tex (Extended Comfort Footwear), por lo que además de impermeable frente a un aguacero, terreno encharcado o nevado, es notablemente transpirable cuando el calor aprieta. Sobre esa membrana impermeable/transpirable se despliega una retícula de protecciones, así como una estructura posterior antideformación, que también actúan como exoesqueleto. El resultado es una bota de eficaz empaque frente a los inevitables golpes y fricciones contra las rocas.

La puntera de las SCARPA Nitro Hike GTX es una quilla paragolpes en forma de herradura, cubierta por una lámina sintética sobre la que se adhiere una película de TPU (poliuretano termoplástico de alta resistencia a la abrasión). Igualmente la prolongación de la goma de la suela hace de defensa del extremo de la puntera. Desde luego los dedos pueden estar tranquilos por radical que sea la pedrera. En el momento de calzarse las botas una práctica gaza posterior, de la que tirar, ayuda a introducir el pie a la primera y sin esfuerzo.

Una vez en marcha el acomodo al pie es inmediato. La abertura de la media caña de la bota posee almohadillado (AutoFit Collar) y bandas sintéticas para dar protección a los costados del tobillo. Además de sendas muescas de flexión por encima del empeine (Flex Point) que favorecen el movimiento natural del pie. Esto unido a la ergonómica cazoleta posterior de polímero semirígido (sistema Heel Tension), permite al montañero descender pedregales de gran desnivel, sin temor a volteos de la bota o a colisiones laterales contra rocas angulosas. No se pierde la comodidad por forzado que sea el paso. A ello ayuda el acolchado de la lengüeta que abarca todo el empeine y la suave textura interior con sutiles cosidos de unión.

Su plantilla anatómica (Comfort Flex Plus) es una pieza a tener en cuenta por el sensible aporte de amortiguación inicial al recibir el peso de la zancada. La parte trasera es de densidad más consistente que la del antepié y se presenta multiperforadora para evitar el sobrecalentamiento plantar. En caso de precisarse, la amplitud de la horma de la bota admite la inserción de plantillas personalizadas.

Estabilidad y amortiguación frente a terreno técnico

El efectivo diseño de las SCARPA Nitro Hike GTX invita a caminar y trepar sin miramientos en los canchales más abruptos. Una vez se tensan los cordones, que van encauzados por cinco pares de ojales en el empeine y dos pares de ganchos en la media caña, la bota se ciñe al pie de forma uniforme y sin durezas.

El conjunto de mediasuela y suela es un aliado imprescindible de la planta del pie cuando se trata de avanzar sobre terreno dentado. En esta bota la densidad comprimida de la mediasuela aporta una estable amortiguación que retrasa sobrecargas de piernas y espalda. Con el añadido de una separación entre base del pie y suelo de perfil medio, en torno a 35 mm en talón y 25 mm en metatarsos (drop de diez mm). Por tanto el acomodo del pie es súper estable por proximidad a la superficie sobre la que se pisa, lo que facilita el juego de equilibrios de la zancada y minimiza el riesgo de torceduras de tobillo ante un mal aterrizaje.

En cuanto a la goma de contacto con el terreno, SCARPA ha utilizado la laureada suela Vibran Genesis Megagrip, que proporciona una adherencia sobresaliente a la hora de subir y bajar sobre planos inclinados de roca. Ya sea en seco o en mojado es difícil derrapar con estas botas. Se trata de una suela taqueada de máxima tracción en terreno puramente montañero, incluso en tramos de nieve compactada. Por aéreo que sea el impacto plantar sobre una roca puntiaguda la absorción por el sándwich de suela y mediasuela está asegurada.

El relieve de esta suela es un mosaico de tacos de 3,5 mm de prominencia moldeados en diferentes formas geométricas. La alineación de los tacos se presenta según sea área de máximo agarre (delantera), empuje (antepié), estabilidad (mediopié) y frenado (talón). Varias hendiduras en los exteriores de la suela, que se internan en la mediasuela, favorecen la flexibilidad de la misma durante el gesto de caminar, por lo que prácticamente se puede trotar con ellas. A lo largo de todo el contorno de la suela los tacos sobresalen mínimamente hacia el exterior, queriendo ganar estabilidad en cualquier apoyo y seguridad al cantear ante un eventual cruce de nevero a media ladera. Admiten perfectamente el uso de crampones clásicos siempre que sean de correas.

Ligereza al servicio de la rapidez

Cuantas más excursiones montañeras se completan con las SCARPA Nitro Hike GTX más se perciben su indiscutible comodidad, protección, estabilidad y amortiguación. Tras ponerlas a prueba ascendiendo varios tresmiles de Pirineos no han mostrado signos destacables de fatiga, deformación o desgaste de material, algo a tener en cuenta cuando se trata de botas livianas destinadas a la práctica de montañismo ligero en todo terreno. Sus 410 gramos de peso (medio par), poco más que unas zapatillas de entrenamiento de trail, las hacen verdaderamente ágiles en ascenso y descenso.

En definitiva, las SCARPA Nitro Hike GTX son botas destinadas a montañeros que se internen en terrenos agrestes y que den importancia a la rapidez respaldados por la fiabilidad de unas botas seguras. Su campo de acción abarca toda estación climática, siempre que los tránsitos por pendientes moderadas de nieve sean ocasionales y protegidos ya que no son unas botas de alpinismo. Se comercializan tanto en modelo de hombre como de mujer, en diferentes colores y tallaje, de medio en medio número. Como sucede con otros tipos de calzado deportivo, conviene acertar con los calcetines, pues deberán favorecer la transpiración y rápido secado al contacto con la piel, garantía de mantener a raya las malditas ampollas.

¡Felices rutas a bordo de las SCARPA Nitro Hike GTX!

 

Más Información:

www.scarpa.net

www.facebook.com/scarpaspain