Saucony ride 8

S20273-3_5

Nota: A diferencia de otras publicaciones, en las que los test los realizan expertos en zapatillas, en Sport Training las pruebas y valoraciones están realizadas por expertos en técnica de carrera.

(Análisis realizado por Sergio Díaz Ontanilla)

 

Nos llega la 8ª edición de las populares Saucony Ride, con un upper renovado que mejora el ajuste en el pie. A continuación vamos a analizarlas por partes.

UPPER:
Upper renovado respecto a la versión anterior. Muy ligero, con una malla muy transpirable, bastante ventilada. Se trata de la tecnología “FlexFilm” de Saucony, sin costuras, y tejido “RunDry” que asegura un secado rápido.
Incorpora refuerzos exteriores en las zonas que lo necesitan y reflectante en la parte trasera para una mejor visibilidad.
El collarín del tobillo es muy acolchado, lo que garantiza una gran comodidad. Incorpora un contrafuerte consistente y alto en la zona del talón, para aportar estabilidad en los corredores que realizan el primer apoyo con el talón.

S20273-3_3
La lengüeta es abierta y muy acolchada, con unos cordones planos semi-elásticos que proporcionan un óptimo ajuste.
En cuanto a la plantilla, podríamos decir que es doble, puesto que la zona interna sobre la mediasuela ya incorpora una plantilla fija de HRC+, blandita. Y sobre ésta, una plantilla extraíble de nada menos que 6mm, para aumentar considerablemente el confort.

MEDIASUELA:
Mediasuela con SRC en la zona del talón y mediopié exterior, donde apoyan primero los taloneadores, a modo de tres grandes tacos para favorecer una ligera supinación en los talonamientos así como absorber mejor el impacto y mejorar la transición hacia el mediopié. Con “PowerGrid” en el resto para una gran amortiguación, dentro de un EVA en el que se ha minimizado el peso. Aunque se trata de una zapatilla neutra, se observa un ligero control de pronación en la zona del talón.

S20273-3_2
Al igual que en la versión anterior, no incorpora pieza de TPU en la zona del mediopié, para una transición más suave y, además, favorecer a los corredores que pisan más de mediopié.

SUELA:
Suela con configuración muy estriada, con caucho antiabrasión. Una estría longitudinal, imitando el ligamento longitudinal del pie, y hasta 5 estrías transversales en la zona metatarsiana para mejorar la flexibilidad durante la carrera.

S20273-3_4
El material externo utilizado es XT-900 carbón, que ofrece un gran agarre y tracción. Y con iBR+, que es más ligero y amortiguado que las suela tradicional.

ANÁLISIS:
Vamos a comentar un poco las medidas de las Ride 8. La altura de la mediasuela en la zona del talón es de 26mm, mientras que en la zona de metatarso es de 18mm, lo que resulta en un drop de 8mm.
En la zona del metatarso, el ancho del upper es de 97mm y el de la mediasuela de 112mm, por lo que el diferencial resultante es de 15mm. Relacionándolo con la altura en esta zona, que como habíamos dicho antes es de 18mm, nos da un resultado de +3mm, que nos asegura una gran estabilidad en la pisada con esta zona (especialmente para los corredores que realizan el primer apoyo con el mediopié o el antepié) sin penalizar en exceso la reactividad (aunque la altura sea de 18mm, tiene una buena correlación con el ancho).
Su peso es de 266g, lo cual está muy bien para una zapatilla de este tipo, con tanto control de la estabilidad.
Se trata de una zapatilla que aporta una óptima estabilidad, amortiguación y confort, para corredores de peso medio y medio/alto.
La plantilla que incorpora es de un perfil bastante alto, nada menos que 6mm, lo que supone un extra de comodidad y amortiguación, aunque esto contribuye a perder sensaciones del terreno y reactividad. Sin embargo se trata de un elemento extraíble, por lo que se puede sustituir por otra más baja si se considera.
Se trata de un modelo de zapatillas muy amortiguadas, diseñadas en principio para corredores que realizan el primer apoyo con el talón, con mucho soporte en esta zona. Sin embargo, como ya comentaba, su peso es ligero para unas zapatillas de estas características; se ha eliminado bastante material “inútil”, con lo que el peso es realmente aceptable, y más si se trata de una zapatilla tan amortiguada.

S20273-1_5

Unas zapatillas con características pensadas para corredores que talonen, no quiere decir que no valgan para los que tengan los primeros apoyos más adelantados, especialmente si hablamos de un modelo como éste: relativamente ligero, relativamente flexible y sin TPU en el mediopié. Esto hace que las Ride 8 sean muy polivalentes y perfectamente válidas para muchos tipos de corredores.
Los corredores que realicen el primer apoyo de talón notarán bastante estabilidad en éste, debido al gran contrafuerte que incorpora el upper en esta zona y a la configuración de mediasuela/suela, que favorece un contacto muy suave y bien dirigido. La zona del antepié, con 15mm más de anchura en la mediasuela que en el upper, proporciona total estabilidad también en esta zona. La transición es muy suave, con unas sensaciones de carrera realmente cómodas por asfalto y caminos, a ritmos medios.
A los corredores con una pisada más adelantada, de mediopié o antepié, tanto el drop de 8mm como la gran amortiguación y control en la zona del talón no les tiene por qué afectar negativamente. Además, para este tipo de corredores la ausencia de una pieza de TPU en el mediopié es una característica a favor, ya que permite una pisada más natural. Sin embargo, la anchura y la altura de la mediasuela en la zona del metatarso es algo que perjudica a la naturalidad del apoyo y a la reactividad, aunque se gane en estabilidad. Pero normalmente los corredores que pisan de antepié no necesitan ese control de la estabilidad.

S10273-2_5
Se trata de una mediasuela de mucho perfil, con 26mm en la zona del talón y 18mm en el antepié. Además, más bien blandita, lo que pueden agradecer muchos corredores que rueden muchos kilómetros por terreno duro. Al ser tan alta, la consecuencia sería que directamente se pierde en estabilidad, ya que aumenta el brazo de palanca; pero para contrarrestar esto Saucony utiliza dos mecanismos: un contrafuerte bastante rígido y amplio en el talón y una mediasuela muy ancha en el antepié. Lo negativo de una mediasuela como ésta, alta y ancha, es que se pierden sensaciones del terreno en la pisada así como reactividad en el impulso
Estas características las hacen ser muy aptas para corredores de peso medio y medio/alto, ya que se van a encontrar con mucha amortiguación y estabilidad en una zapatilla ligera, con lo que sus sensaciones de carrera serán muy positivas.
Las Saucony Ride 8 son unas zapatillas muy polivalentes, para correr todo tipo de distancias por terrenos duros, muy cómodas, ligeras y… de muy alta calidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.