Saucony-Xodus_1

«FIABILIDAD Y PROPULSIÓN EN TODO TERRENO»

Por Miguel Caselles

Más de un siglo fabricando calzado exclusivo para correr avala el trabajo de Saucony. Miles de corredores fieles a la marca son su mejor campo de pruebas a la hora de lanzar nuevos prototipos o de mejorar sus modelos clásicos. En el caso de las Xodus, la evolución desde sus primeras versiones ha derivado en un bólido todoterreno de acreditadas prestaciones.

Su fama precede a las Xodus. El modelo está dirigido a corredores de montaña que exprimen las zapatillas, compitiendo o entrenado. Existe modelo específico para mujer. Tanto en terreno muy técnico como en ultratrails muy corribles. Son de respuesta rápida y segura. Amortiguadas, estables y ventiladas. Sus 316 gramos (talla 9USA) se despegan como un resorte del suelo.

Una simple y efectiva banda ancha de tensión (sistema Pro-Lock) abraza la estructura, con ayuda de los cordones, impidiendo que el pie bascule en posturas forzadas. La zapatilla se ajusta suficientemente sin necesidad de tensar mucho los cordones, con lo cual descarga al empeine de presiones. La poca diferencia de altura entre talón y antepié, 4 mm, acomoda el pie uniformemente. Con el añadido de ganancia en estabilidad cuando el  terreno es inestable, al evitar balanceos de talón en las zancadas más aéreas. Es neutra y de horma ancha. Quienes precisen correcciones pueden insertar sus plantillas.

 

Del suelo nos separan 19,5 mm en el antepié y 23,5 mm en el talón. Con esta plataforma, de varias capas de polímeros, la zapatilla goza de polivalencia en terreno complicado y en largas kilometradas. Una adecuada amortiguación/absorción, tanto en antepié como en talón, se agradece cuando los pies no tienen tiempo de adaptarse a cientos de colisiones en sectores de piedras afiladas. El perfil en forma de trapecio de la media suela y suela, más evidente en el talón, facilita un control fiable en apoyos inestables. La puntera reforzada protege a los dedos de las inevitables patadas a las piedras.

 

Saucony-Xodus_2Cuando se trata de traccionar la zapatilla muerde el terreno. La suela es de la reputada marca Vibram, especialista en calzado montañero. El agresivo taqueado de triángulos gruesos se desenvuelve a la perfección en roca, nieve y barrizales, su alineación espaciada ayuda a que el barro no se peque y lastre a la zapatilla. Por todo el perímetro de la suela sobresalen tacos laterales. En placas de roca por encima de los 45º la goma de la suela parece adhesiva. Los corredores experimentados en adherencia sacaran el máximo partido a esta zapatilla, incluso en canchales mojados donde la sujeción siempre es subjetiva. Como en toda zapatilla, siempre es recomendable realizar varios rodajes previos, en seco, para eliminar el pulido de la goma que inicialmente pude hacernos resbalar.  

El upper de la zapatilla tiene buena ventilación, manteniendo así el pie seco de sudor y retrasando la aparición de ampollas. Igualmente su plantilla multiperforada evita sobrecalentamiento plantar. Si bien, la plantilla termina por ser algo endeble si se exprime la vida de la zapatilla al máximo. Al cruzar arroyos o charcos el agua drena fácilmente sin estancarse dentro. Un bolsillo guarda-lazada en la lengüeta evita enganchones. Posee una argolla en la parte delantera para anclar polainas que impidan entrada de arena por la abertura perimetral del tobillo. Para uso en condiciones de nieve y barro existe la versión Xodus GTX, de tejido Gore-Tex, si se acoplan unas polainas impermeables, la estanqueidad será total.

A modo de resumen de este test, podemos decir que las Xodus son unas fiables compañeras en cada zancada, en todo terreno y en toda distancia.

Más Información:

www.saucony.eu/es-ES/4/home.html

www.facebook.com/saucony.spain