Skechers GObionic: Flexibilidad natural

12 3-28 GoBionic-014.

Nota: A diferencia de otras publicaciones, en las que los test los realizan expertos en zapatillas, en Sport Training las pruebas y valoraciones están realizadas por expertos en técnica de carrera.

SKECHERS GO BIONIC (Por José Enrique Quiroga)

Tras probar distintas versiones de las Skechers GOrun, le ha tocado ahora el turno a las GObionic.

Comparando con la GOrun, se trata de una zapatilla algo más ligera  (tan solo 170g), con una horma más ancha y con una suela/mediasuela articulada, buscando movimientos del pie lo más naturales posible. Siguen la misma línea de las GOrun, pero dando un paso más hacia el minimalismo. Su diseño ha sido inspirado en la anatomía del pie, para así crear una zapatilla con un comportamiento similar al del pie cuando corre descalzo.

El upper es de un tejido que combina la piel sintética en las zonas que requieren mayor protección y malla flexible de doble o triple capa en antepié y lengüeta (aunque la lengüeta va cosida al resto del upper, formando una única pieza). El sistema de ajuste es un “quick lacy” con cordones redondos, muy sencillo y efectivo. El interior ofrece una gran suavidad, con un tacto muy agradable para el pie. Y una finísima plantilla extraíble, de menos de 2 mm, pero necesaria debido a las características de la mediasuela.

GOM_bionic suela_53515_CCLM_clipped.Pero lo más característico de las GObionic es el conjunto mediasuela/suela. Se trata de una configuración articulada, formada por 18 piezas enlazadas entre sí por unos “conectores”, que actúan de forma independiente con el fin de buscar movimientos del pie lo más naturales posible.

El perfil de altura es de unos 8 mm, tanto en la zona del talón como en la del metatarso, lo que supone un drop 0, aunque, sin embargo, en la zona del mediopié tiene algo más de perfil, simulando la forma del pie. El tacto es blando, aunque en las zonas de mayor contacto con el terreno (mediopié para el apoyo y antepié interior para el impulso) incorpora goma anti-abrasión de mayor durabilidad.

A lo largo de todo el contorno del pie, la mediasuela es claramente algo más alta, a modo de envoltorio, especialmente en los laterales del talón y en el arco plantar, lo que ofrece cierto soporte a estas zonas, pero de una forma muy flexible.

Esta configuración de la mediasuela/suela proporciona una total flexibilidad multidireccional, amortiguación, con un tacto muy suave y suficiente tracción en terrenos duros como el asfalto.

 

Valoración:

En la línea de los modelos que diseña Skechers para el running, se trata de una zapatilla bastante “revolucionaria”, con una configuración que se sale de lo típico. Ligereza y libertad en los movimientos del pie son sus señas de identidad, con mucho espacio para los dedos, para que éstos participen de forma más activa en la carrera, y suficiente ajuste en el empeine.

La mediasuela/suela (es una única pieza) está diseñada para proporcionar total flexibilidad en todas direcciones, promoviendo de una forma muy clara el primer apoyo con el mediopié, con un tacto muy suave. La disposición de las piezas anti-abrasión situadas en el mediopié y la parte interna del antepié están a conciencia, ya que corriendo con las GObionic es fácil automatizar el apoyo con la parte media del pie, en ligera supinación, e impulsar pronando con el antepié (actuando aquí de forma muy activa el primer metatarsiano).

Sin embargo, pese a ser de un perfil bajo y extremadamente flexible, la mediasuela en la zona de metatarso es bastante ancha (sobresale a ambos lados del upper, que ya es ancho de por sí). Esto es algo que se suele hacer en las zapatillas de perfil más alto para así ganar en estabilidad, pero en las GObionic no era necesario; de esta forma se convierten en unas zapatillas con muchísima estabilidad en la transición hacia el impulso pero pierden en reactividad. Esta característica puede ser algo negativa en corredores con pie estrecho que quieran correr muy rápido, pero los de pie más ancho no tendrán ningún tipo de problema, todo lo contrario.

Son muy recomendables para corredores con buena técnica, con pies fuertes y activos,  para correr por asfalto. Por caminos de tierra, aunque en un principio no ofrecen malas sensaciones, no durarían muchas sesiones. Necesitan un terreno duro y firme para poder obtener de ellas sus mejores prestaciones, ofreciendo una sensación de carrera suave y amortiguada pero natural.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.