Texto enviado por la organización de la Haría Extreme

 

  • ¿Qué supone para un deportista participar en una carrera de montaña?
  • ¿Qué cuestiones tiene en cuenta un corredor para proteger su salud?
  • ¿Qué implica para un corredor perder 4 kilos en una carrera de 32 km?
  • ¿Qué necesita un corredor para darse cuenta de que su salud está en riesgo?

  

A las 6 de la mañana del pasado 16 de junio, los corredores de la Haría Extreme, concretamente de la modalidad del Gran Premio Artroactive de la Copa de Canarias de Carreras por Montaña, que consta de 32 km, fueron invitados a subirse a la báscula antes de comenzar la carrera y al finalizar la misma para realizar un sencillo control de peso.

De los casi 400 corredores que competían en la modalidad de la Copa, se recogió el peso completo (es decir, de salida y de llegada) de 182 de ellos. Las variaciones de pérdida de peso fueron significativas, entre aquellos que se dejaron por el camino 5,6 kg y otros que incluso ganaron peso, 800 gramos. Pero la media general fue de pérdida de 2 kilos por persona.

Qué información transmite este dato: todos los corredores que perdieron peso, no llevaron a cabo una adecuada hidratación durante la competición. Puede ser fruto del cansancio, de la rapidez de la carrera o desconocimiento, pero el resultado fue claro: pérdida de peso = hidratación incorrecta.

Además de esta información que en mayor o menor medida es conocida por todos, el objetivo de este control de peso va más allá de la cifra de kilos perdidos. Una incorrecta hidratación afecta al rendimiento deportivo porque disminuye la obtención de energía aeróbica del músculo, el ácido láctico no puede ser transportado lejos del músculo y disminuye el rendimiento muscular.  

Y no sólo hablamos de pérdida de rendimiento deportivo, sino que en función de la proporción de líquidos perdidos, las alteraciones se agravan[1] [2] [3].

Pérdida del 2%: descenso de la capacidad termorreguladora

Pérdida del 3%: disminución de la resistencia al ejercicio, calambres, mareos, aumento del riesgo de sufrir lipotimias e incremento de la temperatura corporal hasta 38 grados.

Pérdida del 4-6%: disminución de la fuerza muscular, contracturas, cefaleas y aumento de la temperatura corporal hasta 39 grados.

Pérdida del 7-8%: contracturas graves, agotamiento, parestesias, posible fallo orgánico, golpe de calor.

Pérdida mayor de una 10%: comporta un serio riesgo vital.

La importancia de una buena hidratación aparentemente es “vox populi” conocida y tenida en cuenta por los deportistas, y en el caso concreto de la Haría Extreme la media de kilos perdidos fueron 2. Por lo tanto, ¿qué puede suceder ante situaciones que ponen en riesgo la salud de los corredores y que además son desconocidas por ellos? Simple: lesión y parón.

 

Es posible prevenir las lesiones

En el caso concreto de las carreras por montaña, se repite una y otra vez el mismo movimiento de rodillas, cadera y tobillos, que hace que estos corredores sometan su sistema músculo-esquelético a grandes presiones (por el sobreuso y/o impactos). Cada deporte es diferente y afecta a distintas partes del cuerpo, pero la consecuencia final en un deportista que entrene más de 6 horas semanales es la misma, un desgaste acelerado de la articulación que puede llevarle a tener que parar (temporal o indefinidamente según el tipo de lesión).

Y es que únicamente la preparación para la modalidad de la Copa en la Haría Extreme, correr 32 km a la semana, supone un aumento del riesgo de sufrir artrosis antes de los 50 años. Por este motivo Artroactive, patrocinador del Gran Premio de la Copa de Canarias de Carreras por Montaña, decide acompañar a los corredores, junto a la Federación Canaria de Carreras por Montaña para poder llamar la atención de los deportistas sobre la importancia de cuidar su salud.

Además, para disponer de datos concretos de los protagonistas de estas competiciones, tanto en las carreras que componen el Gran Premio Artroactive de la Copa de Canarias de Carreras por Montaña (Haría Extreme, Artenara Trail y Ruta Doramas) como en las Exreme Man by Artroactive se ha puesto en marcha el estudio ILESO (Investigación sobre las Lesiones en los Entrenos en  la Salud Osteoarticular).

Son competiciones de distinta categoría, de corta, media y larga distancia, pero en todas ellas el nexo común es el elevado número de horas de entrenamiento semanales para después participar en una competición de gran exigencia, ya sean 32 km, 113 km o 226 km.

Tan importante es mantener una adecuada hidratación durante una carrera, como llevar a cabo una acción preventiva de nutrición de la articulación, que la proteja de los impactos directos de los entrenamientos.

  

Para más información: Federación Canaria de Montaña

Florencio Caballero         carreras@fecamon.es                   



 

[1] Barbany JR. Alimentación para el deporte y la salud. Barcelona: Martínez Roca, 2002.

[2] González Alonso J, Mora Rodríguez R, Bedow PR, Coyle EF. Dehydratation reduces cardiac output and increase system and cutaneous vascular resistance during exercise. J Appl Physiol 1995; 79: 1487-1496.

[3] Maughan RJ, Gleeson M. The Biochemical Bases of Sports Performance. Oxford. Ed: Oxford University Press, 2004.